Club Internacional Taurino
Club Internacional Taurino
Club Internacional Taurino
Club Internacional Taurino

El Club Internacional Taurino, rindió homenaje a la Escuela de Madrid y al maestro César Rincón

 

La popularidad de la Fiesta de los Toros seguramente viene determinada por las grandes faenas o, quizás, por las grandes tragedias, que suelen tener más eco mediático, pero lo que en realidad mantiene viva a la Tauromaquia en general son las pequeñas cosas.

Sin ese chaval que tiene una afición desmedida y se apunta a una Escuela Taurina, no habría hoy en día posibilidad de grandes figuras; sin ese ganadero que compensa, con otras actividades más productivas, las pérdidas generadas por la cría uno de los animales más bellos de la creación; sin ese montón de profesionales que, en pequeñas parcelas, generan una enorme actividad económica – sastres, puyeros, cuadras de caballos, cartelistas, empresarios, veterinarios, impresores fotógrafos, pintores, periodistas, transportistas, etc.- ; sin el público, los aficionados, las peñas y asociaciones que mantienen viva la llama de la Fiesta,  desaparecería por sí sola.

Precisamente por eso, porque son tantas pequeñas cosas las que hacen grade la Tauromaquia, no podrán destruirla por más que se empeñen en feroces ataques. En esta guerra sin cuartel que se ha desatado contra la Fiesta de los Toros, el Club Internacional Taurino, como viene haciendo todos estos años, quiere poner su granito de arena, y este 2 de abril, en el Hotel Velázquez de Madrid,  rindió un homenaje al matador de toros colombiano, César Rincón, por su dedicación, tanto en su país como en España, en la defensa de este arte que algunos son incapaces de ver y sentir.

En este mismo acto fueron nombrados socios de honor D. Miguel Ángel Martín, editor de Eurotoro y el ilustrador Fernando Corella. Igualmente fueron nombrados Socios de Honor los matadores de toros José Luis Bote y Rafael de Julia, en representación de la Escuela de Tauromaquia de Madrid, que tanto ha dado a la Fiesta de los toros y que en estos momentos, por incomprensibles razones para quien tenga una mente medianamente democrática, están tratando de arrojar al abismo. Tenemos la desgracia de topar en estos tiempos con la dictadura de las minorías: lo que me gusta a mí te lo impongo y lo que no me gusta, lo prohíbo.

En las diferentes intervenciones de todos los participantes en el acto hicieron un llamamiento expreso a la defensa de la Fiesta de los Toros, destacando de manera significativa la reclamación de D. Felipe Díaz Murillo exigiendo a la Administración el cumplimiento y la defensa de los derechos que la Tauromaquia tiene como bien de interés cultural. César Rincón, recordó la huelga de hambre de los novilleros colombianos, junto a la Santamaría de Bogotá, y realizó un llamamiento para una gran manifestación en Madrid.

El ilustrador Fernando Corella, recordó que de la venta de cada ejemplar del folleto El Sabelotoro, que será presentado en la plaza de Las Ventas el próximo 8 de mayo, un euro estará destinado a la Escuela Taurina de Madrid.

Han estado en tan distinguido acto, entre otras personalidades, D. Mariano Aguirre y Díaz, Presidente de la Real Federación Taurina de España, D. Emilio Morales y Jiménez, Presidente de la Peña del 7. Presentó el acto, el periodista Pedro Sáiz.

Cerró el acto la presidenta del Club, la gran y entusiasta, Muriel Feiner, quien, además de agradecer la gran participación en el acto, resaltó las virtudes de los homenajeados e hizo una defensa especial de la Escuela de Tauromaquia y de la Venta del Batán.